Los zombies de Call of Duty, un invento a escondidas

A nadie se le escapa que los diferentes modos zombie que ha incorporado la franquicia Call of Duty desde su aparición en World at War han sido uno de los grandes inventos de la saga editada por Activision. No hace mucho, uno de los responsables de Treyarch, el estudio que dio forma a dicho juego y al primer modo zombie de la saga, reveló en una charla que el añadido estuvo a punto de no ver la luz ya que se desarrollo, en un primer momento, a espaldas de la dirección y que incluso cuando recibió el visto bueno de la misma no logró entusiasmar a Activision.

Mark Lamia, máximo responsable de Treyarch, lo explicó en una charla en las jornadas DICE que cada año se organizan para que los creadores de videojuegos expongan ante la industria las interioridades de lo que sucede al desarrollar un nuevo juego. El modo zombie lo creó uno de los equipos más creativos del estudio y, tal y como ha remarcado Lamia, no estaba "ni aprobado ni planificado". "Estaba claramente fuera de lo que significaba la marca Call of Duty" pero cuando se le exigió que acabara con ese desarrollo prefirió dar tiempo a su equipo para que finalizara el modo zombie. ¿Por qué? El equipo estaba entusiasmado con lo que estaba creando.

Activision tampoco lo vio claro y esa es la razón por la que los zombies de Call of Duty: World at War no se anunciaron a bombo y platillo y aparecieron de tapadillo como un bonus desbloqueable. Esa fue, en palabras de Lamia, otra de las claves del éxito: "Los fans lo descubrieron y lo adoptaron como algo propio". La experiencia le ha enseñado a Lamia una importante lección: no pasa nada por cuestionar los límites de una franquicia, incluso si es la más vendida en la industria del videojuego.

Jaume Esteve