Esta boda surgió de un rodaje zombie

Esta boda surgió de un rodaje zombie

Se conocieron en el rodaje de una película de zombies y ya han fijado la fecha de su boda. La historia de Tim Lamb y Kelly Buckley lo tiene todo para convertirse en un fenómeno digno de arco argumental de The Walking Dead… aunque a la inversa. O, más bien, podría formar parte de esos no muertos con sentimientos aparecidos en Zombies Amorosos.

Kelly y Tim Zombies

La historia se remonta a 2012, cuando la pareja se encontró en el rodaje de The Eschatrilogy, una película británica de zombies y el flechazo surgió a primera vista, tal y como recuerda Kelly: “Vi un anuncio en Facebook que pedía voluntarios para una película independiente. Llevaba un par de años soltera por lo que pensé que sería una buena idea para conocer gente. Llegué a las 9 de la mañana y, tras dos horas de maquillaje, ya estaba lista a las 11. Recuerdo que había un chico al que se escuchaba de lejos que estaba haciendo reír a todo el mundo alrededor. Decía que estaba más guapo con el maquillaje que sin él. Hubo química al instante: a los dos nos gustaban los videojuegos y los cómics“.

El problema para la feliz pareja llegó cuando, finalizada la jornada, no se volvieron a ver. Kelly fue incapaz de encontrar a Tim, que no volvió a presentarse a ninguna jornada del rodaje, y olvidó pedirle su número cuando tuvo la oportunidad de hacerlo. A pesar de una búsqueda incesante, de remover cielo y tierra, no fue capaz de dar con Tim… hasta hace unos meses, cuando ambos se encontraron por casualidad en una fiesta. La pareja volvió a conectar al instante aunque ninguno de los dos recordara su encuentro previo —”no sabía cuál era su aspecto sin el maquillaje”, explica Kelly en una declaraciones que recoge el Daily Mail— y no fue hasta que se añadieron en Facebook que ella fue capaz de unir los puntos y darse cuenta de que había encontrado a su amor zombie a primera vista.

Una vez reunidos, la pareja ha tardado poco en organizar su boda. Una boda que iba a ser de temática zombie pero que sólo tendrá un guiño a los no muertos. ¿Por qué? “Nos vamos a casar en Australia y el calor habría derretido el látex. Así que haremos una boda temática de superhéroes en la que haremos mención a los zombies. En los votos vamos a prometer que nos salvaremos el uno al otro en caso de un apocalipsis zombie“.